A&E EXTRAS

Rescatista héroe muere intentando salvar a los niños tailandeses

Desde el pasado 23 de junio, 12 adolescentes tailandeses de entre 11 y 16 años, miembros de un equipo juvenil de fútbol, y su entrenador de 25 años, se encuentran atrapados en la cueva de Thuam Luang, a 1.000 kilómetros al norte de Bangkok. Desde que los pequeños fueron localizados el pasado lunes por un buzo británico, las autoridades de Tailandia, junto a un equipo de buzos voluntarios de todo el mundo, buscan estrategias para sacar a los cautivos con vida del lugar.

Esta mañana, trascendió la triste noticia de la muerte de Saman Poonan, uno de los buzos rescatistas enviados al lugar por el gobierno tailandés. Saman, de 37 años, ex miembro de la marina de Tailandia, perdió el conocimiento cuando regresaba de una misión en el recinto donde los jóvenes esperan ser rescatados. “Tras haber entregado una reserva de oxígeno, a su vuelta, no tuvo suficiente oxígeno”, explicó consternado Passakorn Boonyaluck, vicepresidente de Chiang Rai, provincia donde se ubica la cueva.

Por su parte, el jefe de comandos de Marina, a cargo de las tareas de rescate, remarcó que “aunque hayamos perdido a un hombre, seguimos teniendo fe en nuestra misión” y explicó que los miembros de su fuerza están preparados para esta clase de riesgos; “es parte del trabajo”, aseguró.

La trágica muerte del socorrista pone en manifiesto las grandes complejidades que conlleva el rescate. Un buzo experimentado tarda aproximadamente 11 horas en llegar hasta el lugar donde se encuentran los muchachos y regresar al mundo exterior. El trayecto, además, consta de sectores muy estrechos y otros donde la visibilidad se vuelve imposible dado la turbiedad de las aguas.

 

Videos A&E del mes:


Fuente: Infobae

Imagen: Shutterstock