A&EXTRAS

Diversos estudios arrojan desesperanza para las madres adictas en prisión

Seguramente, una de las aristas más tristes y desesperantes en torno a la encarcelación humana, sea la de las madres presas, un fenómeno social que conlleva un desgarrador efecto secundario: en una proporción desmedida, son las mujeres quienes se encargan del cuidado de los hijos y, en Estados Unidos, el 60 por ciento de las reclusas es madre de al menos un hijo menor de edad.

 

Diversas investigaciones logran demostrar que la prisión está muy lejos de poder ayudar a una mujer con problemas y, en cambio, destruye implacablemente la vida de sus hijos. “Yo sentía que mi vida iba a ser repetición de la de mi madre, y así fue”, señala Alisia Hunter, de 37 años. Su madre fue apresada cuando ella todavía era una niña. Fue madre a los 16 años, fruto de una relación con un amigo de su padre, y no tardó mucho tiempo en ser encarcelada por problemas con las drogas. “En la cárcel estaba sobria, pero eso no me ayudaba en nada”, cuenta Hunter. De hecho, cada vez que salía de prisión volvía a drogarse.

 

En Estados Unidos, el 82 por ciento de las mujeres encarceladas tiene o tuvo problemas de alcoholismo y drogadicción. Anessa Rabbit, de 31 años, fue criada en el núcleo de una familia de drogadictos y de hecho nació con drogas en su organismo. Según cuenta, su padre la violó sistemáticamente desde que tenía siete años. A partir de los once, comenzó a fumar metanfetaminas todos  los días. A los 13 ya vivía con un hombre que la hacía robar. Hoy, se enfrenta a una condena de hasta 26 años de prisión.

 

El caso de Michelle Vavrick, que hoy tiene 24 años de edad, es el de muchas otras mujeres. Nació y creció en un hogar violento, entre drogas y alcohol. Desde los siete años era frecuentada por un pedófilo, que la recogía de su casa para llevarla hasta un lugar en donde la violaba diariamente. “A los diez años yo ya era incontrolable”, recuerda, “él y sus amigos me inyectaban heroína para poder hacer lo que quisieran conmigo. Ellos eran seis”. Hace un año, fue arrestada por tráfico de drogas y enfrenta una sentencia de 15 años de prisión.

 

No te pierdas en Septiembre la NUEVA SERIE ESTRENOBEBÉS TRAS LAS REJAS, sólo en A&E.

 


Fuente: debate.com.mx
Imagen: https://www.facebook.com